20 Minutos de Yoga Te Hacen Más Inteligente

Por Maricarmen Grisolía | Tener hábitos saludables

Sep 24

En un estudio se encontró que una sola sesión de 20 minutos de yoga Hatha mejoró significativamente la velocidad y la precisión de los participantes en las pruebas de memoria y el control inhibitorio, dos medidas de la función del cerebro asociadas con la capacidad de mantener el foco y disfrutar, conservar y utilizar nueva información. Los participantes se desempeñaron significativamente mejor inmediatamente después de la práctica de yoga que después de realizar una sesión de ejercicio aeróbico moderado a vigoroso durante el mismo período de tiempo.

La sesión de yoga consistió en una secuencia de 20 minutos de distintas posturas de yoga, de pie y sentados, que incluían contracción isométrica y relajación de los diferentes grupos musculares y respiración regulada. La sesión concluyó con una postura de meditación y respiración profunda.

Los participantes también completaron una sesión de ejercicio aeróbico en la que caminaban o trotaban en una cinta durante 20 minutos, manteniendo de 60 a 70 por ciento de su frecuencia cardiaca máxima durante la sesión de ejercicios.

Los investigadores se sorprendieron al ver que los participantes mostraron una mayor mejoría en sus tiempos de reacción y la precisión en las tareas cognitivas después de la práctica de yoga que después de la sesión de ejercicio aeróbico, que no mostró mejoras significativas en la memoria de trabajo y resultados de control inhibitorio.

Parece que después de la práctica del yoga, los participantes fueron más capaces de concentrar sus recursos mentales, procesar información rápidamente, con mayor precisión y también aprender, mantener y actualizar los elementos de información más eficaz que después de realizar una sesión de ejercicio aeróbico.

La respiración y ejercicios de meditación apuntan a calmar la mente y el cuerpo y mantener los pensamientos que distraen de distancia, mientras usted se concentra en su cuerpo, la postura o la respiración. Tal vez estos procesos se traducen más allá de la práctica de yoga al intentar realizar tareas mentales o actividades del día a día.

dijo N. Gothe, el autor principal del estudio.

Se piensa que los resultados podrían deberse al desarrollo de una mayor conciencia de sí mismo que viene con los ejercicios de meditación. Además, la meditación y ejercicios de respiración son conocidos por reducir la ansiedad y el estrés, que a su vez puede mejorar los resultados de algunas pruebas cognitivas.

Referencia:
Gothe N, Pontefex MB, Hillman C, McAuley E. The Acute Effects of Yoga on Executive Function. Journal of Physical Activity & Health, 2013.
>